Los deportes de hielo suponen una interesante oportunidad para los más jóvenes en el plano de desarrollo personal y educativo

Durante los 45 años de existencia del Club Hielo Jaca han ido cambiando muchas cosas, pero existe un factor que siempre se ha mantenido constante: la apuesta por realizar un buen trabajo desde la base. Formando, no sólo en el plano deportivo, sino también en valores, a todos aquellos que han pasado por las categorías inferiores de la agrupación deportiva.

La cantera es uno de los pilares más importantes a la hora de conseguir el éxito deportivo de alto nivel, y en el Club Hielo Jaca es el motor principal de cualquiera de sus secciones. Un excelente ejemplo del buen trabajo que se realiza a nivel técnico son los nueve jugadores formados en las categorías inferiores del club que disputan el mundial senior de hockey sobre hielo en Rumanía en este año.

Sin embargo, y al contrario de lo que la gente pueda pensar, conseguir formar grandes deportistas no es el principal objetivo de un club que cuente con una buena cantera. Todo trabajo que se realice con los más jóvenes involucra también formarles y desarrollarles como personas. La experiencia, avalada por distintos estudios, ha demostrado que practicar ejercicio desde pequeños ayuda a los niños a tener una mejor salud física y a prevenir enfermedades. Además, el deporte fundamenta la implantación de valores muy importantes, como la responsabilidad, el compañerismo, el respeto o la disciplina, entre otros, de una manera divertida y fácil de asimilar cuando son pequeños.

Desde que un niño llega a la escuela de patinaje del Club Hielo Jaca, se le intenta inculcar una serie de competencias que no sólo le resulten útiles a la hora de realizar la práctica deportiva, sino también en su vida cotidiana.

Por si fuera poco, los deportes de hielo representan una oportunidad también a nivel educativo. Al ser practicados por un número menor de personas, aumentan las posibilidades de llegar a la selección española: convertirse en lo que se considera como deportista de élite y optar a una de las plazas que la mayoría de universidades españolas reservan para este tipo de atletas en cualquier grado.

En la actualidad, unos 240 jóvenes componen la cantera del Club Hielo Jaca, cosechando importantes éxitos en las modalidades de hockey sobre hielo y patinaje artístico. En cuanto al deporte más reciente en el club, el curling, ahora mismo no se dispone en España del material necesario para que empiecen a practicar este deporte desde que son pequeños debido, sobre todo, al peso de las piedras. No obstante, se pueden animar a su práctica a partir de los 11 o 12 años sin problemas y unirse así a la disciplina del club.

Desde el Club Hielo Jaca se apuesta por una formación completa de los componentes de sus categorías inferiores, y se anima a todo el mundo a probar los deportes de hielo y, así, formar parte de una familia con ya 45 años de historia entre la sociedad jacetana.

 

Jorge Antoni

Periodista